Ir de compras NO puede ser un hobbie

Ir de compras NO puede ser un hobbie

Estamos rodeados e influenciados por una cultura que considera ir de compras es una actividad de catarsis, social e incluso un hobbie. Vemos en películas, en nuestras redes sociales y en cualquier punto de contacto con el mundo exterior una gran influencia para ir de compras y seamos honestas a nosotras también nos gusta.

Además parece ser que esta actividad es tan socialmente aceptada y aprobada que muchos sentimos que es una forma de “fit in” en nuestro entorno. Nosotras al igual que muchos de ustedes hicimos de las compras un hobbie, bien fuese visitar tiendas o a través de compras online. Es por ello que les podemos decir que hacer esto es entrar en un circulo vicioso que nos afecta internamente, nuestra finanzas y el medio ambiente. Además como asesoras de imagen te podemos garantizar que un armario lleno no garantiza que tengas claro un estilo o sepas siempre qué ponerte.

Ir contra corriente y buscar llevar una vida consciente es una decisión que debes reafirmar diariamente, es muy fácil volver a caer en estos patrones. Siendo sinceras para nosotras este proceso no ha sido fácil, es re codificar nuestra mente para entender que una vida llena de cosas no es una vida más feliz y en el proceso hemos comprobado exactamente lo contrario, que una casa abarrotada de objetos puede estar llenándonos de inmensa tristeza.

“I know I should shop less, but it’s my favourite thing to do!”


Acá te queremos dar unos consejos de cosas que nos han ayudado a dejar de comprar por comprar.

Si no lo necesitabas antes de entrar a la tienda, es probable que sea un capricho

Anota las cosas que consideras que necesitas, bien sea en el móvil o donde prefieras, desde compras de alimentos, productos de belleza o ropa, absolutamente todo. Una vez las anotes trata de darle un par de semanas o más (en caso de productos de necesidades básicas no aplica) y sigue viendo si consideras que debes comprarlo.

Aléjate de los sitios que estimulan este hábito

Si para ti son las compras online trata de eliminar o evitar entrar en las app de las marcas que sueles comprar.En caso de que sea ir de tiendas, evita entrar en ellas. Se que sonara extremo pero las compras compulsivas puede ser una adicción y no siempre tenemos fuerza de voluntad para decirles que no.

Como esto puede ser un hábito en el que pueden pasar varias horas, trata de sustituirlo por otra cosa, no dejes tiempo ociosos que te pueda hacer recaer en ello.

Trata de descubrir cuáles son los disparadores para evitarlos

Si para ti es cuando estás con tus amigas trata de quedar con ellas para hacer otros planes que no incluyan visitar tiendas y cuando debas ir a comprar Algi procura hacerlo sola.

En caso de que sean las rebajas trata de aprovecharlas sabiamente. Revisa en la lista de compras, mira tu armario y trata de tener bien claro lo que quieres comprar antes de ir a buscarlo.

Para otras personas un disparador pueden ser el estado anímico o haber recibido su paga mensual. Sea cuál sea la tuya mientras más planificada y clara estés en las cosas que realmente necesitas, menos fuerza tendrá tu cerebro para “justificar esa comprilla compulsiva”.

“PLANIFICACIÓN, PLANIFICACIÓN, PLANIFICACIÓN”

Ahorrar

Hazte un plan de ahorros y ponte una meta que para X día quieres alcanzar X cantidad de dinero y trata que su uso sea para algo que te haga feliz, esto te ayudará a tener una meta que ayude a estar centrada.

Por el medio ambiente y por los trabajadores detrás del fast fashion

Como lo hemos comentado otras veces mientras nos llenemos de más y más cosas más tendremos para tirar en algún momento. Es importante que sepas que esto no se resuelve con un closet detox, esto se debe resolver de raíz comprando más consciente.

¿Sabías que casi el 80% de las cosas que donamos no son usados por nadie más? Pues si, por lo que es probable que pase de tu armario a un vertedero porque de paso l mayoría de esto tampoco se dispone para ser reciclado… Esto es realmente lamentable.

Un vaquero hace unos años podía costar 20, 30 euros, ahora lo puedes conseguir por 5 euros ¿cómo reducen costos? La materia prima aumenta, los costes fijos aumentan, por lo que buscan reducir costes en el pago a la mano de obra (personas con condiciones infrahumanas) y en la calidad de materiales usando químicos muy tóxicos que nosotros colocamos pegados a nuestra piel.

Esperamos que estos consejos te sirvan y ayuden un montón.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *